miércoles, 31 de agosto de 2016

Plato elaborado en el 3er Encuentro de Cocinas Étnicas Bs As. agosto 2016

Flores de zucchini rellenas con ricotta y amaranto con salsa de maní
Cambié la receta por pasta rellena con acelga y amaranto con salsa de maní

Podrían llamarse “canelones” de flores de zucchini pero prefiero no utilizar el termino por respeto a los nombres en gastronomía ya que el canelón se trata de una pasta italiana en forma de rollo o canuto de unos 8 cm de largo compuesta por una lámina rectangular con la que se envuelve un relleno de picadillo variado.
El zucchini o calabacita corresponde al grupo de las denominadas calabazas - Cucurbita pepo- y es originario de “Mesoamérica”

Originalmente esta era la receta a desarrollar, debido a la estacionalidad de las flores y a que me propucieron compartir la cocina con “pastelería vegana” es que cambié el plato por pasta rellena con espinaca y amaranto con salsa de maní sobre colchón de pétalos de caléndula. (entre paréntesis podes ver los cambios realizados para que la receta se adapte a lo vegano)

Recibí flores de “Sueño Verde”, muchas gracias a la atención del señor Agustín Benito (Buenos Aires)
Y de “Hecho en Comodoro”, muchas gracias a la señora Alicia Jacone (Comodoro Rivadavia, Chubut)

Ingredientes para 2 personas:
  • 6 flores de calabaza o zucchini (al no haber por temporada utilicé tapas de empanadas)
  • Se transformó en un plato fusión América / Europa del este “perohe o vareneky”
Relleno:
  • 1 taza de ricotta (descartada para que sea vegano, utilicé “acelga”)
  • 1 yema de huevo (descartado para que sea vegano, para ligar utilicé “harina pan” -maíz)
  • ½ taza de amaranto cocido en caldo de verdura (utilizado)
  • 1 cucharada de queso rallado (descartado, utilicé perejil y ajo deshidratado para levantar más el sabor)
Para rebozar: (no utilicé este paso ya que no utilicé flores – es la técnica de “tempura”)
  • 1 yemas de huevo
  • 250 ml de agua helada (se puede suplantar por cerveza)
  • 250g de harina común (se puede suplantar por maicena)
  • una pizca de sal
(Recomiendo hacer las dos versiones de rebozado y ver la diferencia)

Extras:
  • Aceite para freír
  • salsa de maní
  • flores de borraja y caléndula (opcional)
Procedimiento:
  • 1 Lavar y secar muy bien las flores de zucchini con papel de cocina. (utilicé tapas de empanada)
  • 2 Preparar el relleno mezclando los ingredientes y cargarlos en una manga repostera descartable, dejar descansar dentro de la heladera. (hervií la hacelga y la mezclé con el amaranto cocido, ajo, perejil y harina pan)
  • 3 Prepara el rebozado mezclando con varillas las yemas de huevo con el agua helada o cerveza; mezclar con tenedor, sin batir, la harina o maicena, sal y pimienta. -debe quedar grumoso- (proceso no realizado en la clase porque cambié la receta)
  • 4 Calentar bien el aceite (no realizado)
  • 5 Pasar una a una las flores rellenas por el rebozado, freír sin encimarlas hasta que doren apenas, retirar y colocar sobre papel absorbente. Reservar calientes (no realizado / rellene la pasta y la puse a hervir en agua)
  • 6 Preparar la salsa como se indica más abajo
  • 7 Servir 3 flores por persona, colocadas en un plato sobre un pequeño colchón de pétalos de caléndula decorando con flores de borraja, al lado un cuenco de salsa de maní para mojar a gusto. (utilicé 3 pastas rellenas por plato, salvo en uno que fueron dos, colchón de pétalos de caléndula y flores)

salsa de maní
Una salsa utilizada -con variantes de ingredientes que siempre como ingrediente principal tienen al maní o cacahuate- en Latinoamerica en: Ecuador, Perú, Bolivia, Colombia, Venezuela, México, pero también utilizada con el nombre “satay” o “kacang sambal” en varias cocinas de Asia: Indonesia, Malasia y China.
El maní o cacahuate se cree originario de las regiones tropicales de América del Sur.

Ingredientes:
  • 100 g de maní tostado y molido (o mantequilla de maní -no dulce-)
  • 1 cucharada de ajo picado
  • 1 cucharada de ají colorado molido
  • 1 cucharada de ají amarillo molido
  • 3/4 taza de caldo
  • 1/4 de leche evaporada (si no se consigue se confecciona agregando leche en polvo a la leche) -(utilicé leche de soja para que se convierta en vegano)
  • 1 cebolla picada
  • 1/4 taza de aceite (o menos)
  • Comino, sal y pimienta al gusto
  • 1 huevo duro picado (opcional) (no lo utilicé)

Preparación
  1. Disuelva la mantequilla de maní con un poco de leche. (confeccioné la mantequilla de maní con maní tostado y aceite, utilizando una procesador de alimentos)
  2. Caliente el aceite para preparar un refrito con la cebolla, ají, comino, pimienta, ajo y sal; cocine hasta que las cebollas estén suaves.
  3. Añada la mantequilla de maní disuelta, caldo y el resto de leche.
  4. Mezcle bien y cocine a fuego lento durante 10 minutos.
  5. Sirva la salsa caliente.

Leche evaporada:
Colocamos en un recipiente 100cc de leche entera y agregamos 3 cucharadas de leche en polvo, homogeneizamos con mixer, hacemos descansar 10 minutos, luego colamos el producto. (utilicé leche de soja)

Terminé los platos con brotes de "Sueño verde" 
Para beber "infusión de flores de Jamaica" suministradas por la Chef Yilán Gil Guzman

Norberto E. Petryk, chef instructor
 

miércoles, 13 de julio de 2016

Recetas del “arcón de los recuerdos”


Estos días navegando por Internet -julio del 2016- encontré recetas publicadas hace unos quince años atrás, podrían ser parte de una cena más que interesante, comenzando por la sopa, siguiendo por la langosta y terminando con la mousse.


“Langosta Ishtar”

(cocina fusión afrodisíaca)

Langosta en salsa de coco con arroz negro y arroz salvaje, lentejas rojas y vermicelli de celofán


Autor: Norberto E. Petryk

- Ahora me voy a desnudar, dijo ella pasando un dedo por el borde del sombrero. ¿Te parece bien?.
- Claro, dijo Benjamín. Bien, ¿quieres..., quieres?.
-¿Qué?.
- ¿Quieres que me quede aquí sin hacer nada?, preguntó él. No sé que quieres que haga.   - - ¿Por qué no miras?, dijo ella.
-
 Bueno. Vale. Gracias.
El graduado”; Charles Webb

 Ingredientes para 2 amantes curiosos... 

     - 1 langosta de 600-800gs o 2 chicas
-
 250ml de leche de coco
-
 1 cucharada de jengibre fresco rallado
-
 1 ají chili rojo (cortado por la mitad y sin semillas) (ají piquillo)
-
 1 cucharada de almendras peladas tostadas y picadas
-
 1 cucharada de cilantro fresco picado finamente (culantro, coriandro, curatù)
-
 1 pizca de azafrán molido o una de pistilos de azafrán
-
 1 cucharada de jugo de limón o lima (frescos)
-
 2 cucharadas de aceite de maní o dendé
- 1 hoja de laurel
-
 1 lemon grass o limoncillo, cortado en aros grandes
-
 1 tomate (jitomate) maduro, en concassé
-
 1 ramita o corteza de canela (en lo posible de la China)
Arroz negro:
- ½ l de leche de coco
-
 30gs de arroz negro (tipo glutinoso)
-
 ½ cucharadita de sal
-
 ½ cucharadita de azúcar morena
-
 ½ taza de pétalos de rosas rojas (lavados y bien secos)
-
 1 corteza o rama de canela
Arroz salvaje:
- ½ taza de arroz salvaje
-
 ¼ taza de castañas de cajú
-
 sal y pimienta negra recién molida
-
 1 cucharada de ghee (manteca / mantequilla clarificada)
Lentejas rojas:
- ½ taza de lentejas rojas partidas
-
 1 y ½ taza de agua
Otros:
- 2 manojos de fideos vermicelli de celofán
-
 aceite neutro para freír
-
 perejil o cilantro fresco picado
Procedimiento
Matar la langosta cortándole la extremidad de la cola, abrirla con sumo cuidado con un cuchillo con buen filo por su panza (si trabajamos con una pieza grande de langosta, pedir en la pescadería que la corten al medio, a lo largo, con una sierra eléctrica); la cáscara (casco o caparazón) con la cabeza será utilizada en la decoración del plato.
Colocar en un sartén (paila) o wok dos cucharadas de aceite de maní o dende, el ají partido al medio, la rama de canela, la hoja de laurel y el jengibre; remover bien hasta que tome buena temperatura e incorporar el lemon grass con las almendras y el tomate, cocinar 3 a 4 minutos e incorporar el jugo de limón y el azafrán, revolver e incluir la leche de coco, llevar a ebullición y reducir a la mitad. Incorporar la carne de langosta en aros y cocinar 2 a 3 minutos, no más. Retirar del fuego, extraer la rama de canela, el chili (ají), el lemon grass y el laurel; espolvorear con el cilantro picado y reservar caliente.

Arroz negro: Colocar en un recipiente el arroz con agua durante 24 hs en remojo y luego colar. En una cacerolita (olla pequeña) poner la leche de coco con sal y azúcar y la rama de canela, llevar a ebullición. Incorporar el arroz y revolver mientras se cocina, unos 10 a 15 minutos (debe quedar de consistencia glutinosa como un risotto). Antes de servir retirar la rama de canela e incorporar los pétalos de rosa y revolver. Se puede perfumar con 1 a 2 gotas de esencia de rosas y darle más carácter con una pizca de nuez moscada rallada.

Arroz salvaje: Remojar 6 a 8 horas y cocinar al vapor. Pelar las castañas y cortarlas en trozos groseros, sartenearlas en el ghee, salar y pimentar a gusto. Incorporar el arroz cocido al vapor (pueden agregarse chauchas cocidas al vapor, cortadas en aros transversales).


Lentejas rojas: Remojar durante 24 hs. Cocinar en agua con sal hasta que estén tiernas (no deshechas), colar y reservar caliente. Corregir la sal si es necesario.
Vermicelli de celofán: Freírlos en abundante aceite muy caliente. Escurrirlos en papel absorbente (al meterlos en el aceite bien caliente se expanden y quedan crocantes).
Armado del platoColocar en un aro o molde pequeño para flan (aceitado) el arroz negro, presionar con ayuda de una cuchara y colocar desmoldando en un borde del plato, a un costado de éste poner el casco de la langosta rellenándolo con el guiso de la misma, colocar a un costado el arroz salvaje y las lentejas rojas, combinando colores, espolvorear todo con cilantro o perejil picado. Coronar el plato con los vermicelli fritos. Se puede decorar también con chips de jengibre confitado.

Ischtar o Istar o Ishtar (Asia Occidental)
1- Venus, la estrella de suave fulgor. Deidad a quien simboliza la mujer. Diosa de la caza y del mar. 2- La paloma. Uno de los animales divinizados que adoraban los babilonios. “La reina del Cielo” (Semita) –Jeremías 7,18-; Isthar (Mesopotámica) Planeta Venus, “Cielo”, “Diosa” (se transforma en Astartè en Cana`an y Siria).

El Cilantro o culantro o coriandro o curatu

Algunos estudios farmacéuticos señalan que la esencia de cilantro a pequeñas dosis excita ligeramente la sensibilidad general y genital, a mayores cantidades produce borrachera delirante, hasta sueño profundo. Las dosis tóxicas llegan a provocar casi inmediatamente resolución muscular y anestesia completa (Cadèae y Meunier).
Langosta, jengibre, chili, almendras, cilantro, azafrán, arroz, rosas rojas, castañas de cajú, pimienta negra y lentejas rojas....
Toda una carga de afrodisíacos que estimularan los sentidos aumentando el placer...., por supuesto también recomiendo con este plato un buen champagne brut en su justa medida, algunas velas encendidas, esencia de violetas y rosas en el hornillo quemador y las cortinas cerradas...

Después..., después me cuentas....
Y, HABÍA TAMBIÉN OTRAS INTERESANTES....

Sopa de Adonis

Sopa de huevos de codorniz con pétalos de rosas

Autor: Norberto Petryk 

La mitología cuenta que Adonis (Tammuz para los fenicios) era adorado por Afrodita/Venus (Astarté, para los fenicios), y que una vez muerto este por un jabalí en una cacería, Venus lo rescató de la muerte. Simboliza la primavera con el renacer después de la muerte del otoño que es cuando renace Adonis. También recordar que la rosa es la flor predilecta de Venus/Afrodita.
Ingredientes (para dos):
500ml de caldo liviano de carne o verduras
1 cucharada de salsa de soja –oscura-
Pimienta negra –recién molida-
4 huevos de codorniz
2 cucharadas de pétalos de rosa –limpios y cortados en fina juliana-
1 cucharada de rúcula –picada-
Gotas de aceite de sésamo
Procedimiento
Colocar en cada tazón o plato hondo, dos huevos, batirlos bien y agregarles la pimienta negra. Volcar encima el caldo caliente, espolvorear con la rúcula y los pétalos de rosa; terminar con gotas de aceite de sésamo. Tapar el plato y dejar descansar  1-2 minutos antes de servir.
Prepararse para el renacimiento de Adonis……


Nota: Si tu intención es iniciar una nueva conquista, agregar a la sopa 3-5 flores de violeta –flotando-; si es una relación pasajera o el olvido de una anterior, suplantar la rúcula por hojas –puede ser también alguna flor- de romero fresco.


Copa de rosas

Madre de todas las flores y representante de la pasión, te proponemos traerla a tu mesa con este mousse de rosas



Autor: Norberto E. Petryk
Ingredientes (para dos):
2/3 rosas rojas –solo las extraídas del jardín y sin uso de fertilizantes o fungicidas
100g de crema de leche
100ml de leche
2 yemas de huevo
2 claras de huevo
4 cucharadas de azúcar
50g de azúcar impalpable
1 gota de esencia de rosas
100g de chocolate cobertura blanco
Procedimiento:
Arrancar los pétalos de las rosas con cuidado de no romperlos, colocarlos en un recipiente con agua fría –para rehidratarlos y conservarlos frescos hasta su uso-.
Batir las claras a punto de nieve.
Tomar unos 10-14 pétalos y secarlos cuidadosamente con un papel absorbente. Pasarlos suavemente por la clara de huevo batida y cubrirlos completamente por azúcar impalpable; sacudirlos bien para librar el exceso y ponerlos a orear por lo menos una hora a temperatura ambiente –deben quedar duritos-.
Moler el resto de pétalos –groseramente- e incorporarlos con la esencia de rosas a la leche con parte del azúcar.
Calentar a baño maría.
Batir las yemas con el resto de azúcar hasta que cambien el color y estén bien espumosas.
Agregarle la mitad de la leche caliente, mezclando vigorosamente, para luego incorporar al resto de leche en el baño maría y seguir cocinando –revolviendo con cuchara de madera- hasta que espese y se pegue al dorso de la cuchara, retirar del fuego y agregar el chocolate cobertura blanco molido. Llevar a un baño inverso –con agua fría y hielo- para bajar la temperatura.
Batir un poco la crema de leche e incorporarla, luego las claras a nieve (puede hacerse con merengue italiano o suizo, es más seguro).
Completar dos copas y llevar a la heladera mínimo 6-8 horas.
 
Servir decorado con los pétalos de rosa semicaramelizados y si es de su agrado espolvoreado con canela y azúcar impalpable.
Nota: Después de servilo a esa persona tan especial que queres conquistar, podes darle un piquito –beso suave en los labios-, pero mejor es un beso en la frente porque ese es un beso de veras –además es más emocionante el aguantarse un poquito....-, después lo demás lo pones vos y él o ella.
Este postre nunca falla, tendrás la misma sensación que causan las sabanas de seda.
Nunca lo ofrezcas sin preparar la ocasión debidamente; puede no ser aceptado, pero antes de servirlo avísale que esté dispuesto/a a una noche de sensaciones a descubrir.
Después contame.

Intenta conservarlas, poeta,
por pocas que sean las que se detengan,
tus visiones eróticas.
Semiveladas metelas en tus versos.
Poeta, intenta asirlas
cuando se despierten en tu cerebro
durante la noche o en el fulgor del medio día.
-Constantino Cavafis-


sábado, 6 de febrero de 2016

Lago Rosario Lodge -Lago Rosario, Chubut, Argentina-


Hace un tiempo me invitaron a trabajar para un nuevo emprendimiento en la provincia de Chubut, sur de la Argentina -Patagonia- y en febrero de 2016 viajé para inaugurar el proyecto.

Se trata de un emprendimiento en el sur de Argentina construido y pensado para los amantes de la naturaleza y la pesca deportiva con mosca.

Se encuentra a aproximadamente a 2000 km de la capital porteña -Buenos Aires-, en la provincia de Chubut, tomando un vuelo directo desde el aeropuerto de Aeroparque se llega en aproximadamente 2 horas y cuarto a la localidad de Esquel, y de allí en un trayecto por tierra que cruza Trevelín se accede a Lago Rosario en aproximadamente una hora.

Las instalaciones fueron pensadas y creadas para alojar a 12 personas con todas las comodidades de una casa de campo. Los amplios ventanales incorporan el paisaje externo de montañas y lago que lo transforman en un marco de gran belleza. Todos los cuartos cuentan con calefacción y servicio sanitario con agua caliente y bañera -con vista al lago-.

La cocina fue pensada y diseñada para atender al visitante con finos platos utilizando los ingrediente de la zona que incluyen carne vacuna, porcina y ovina con los famosos corderos de la Patagónia, incluyendo una variedad de aves de corral -dependiendo de la temporada- y presas de caza como jabalí, ciervo, liebre, choinque y guanaco; como de truchas de criadero y mariscos de la zona costera.

Al visitante se lo va a buscar al aeropuerto o punto fijado y es trasladado hasta las instalaciones a donde se sentirá agasajado y tratado como en su propia casa, se le asigna una de las habitaciones con baño privado, todas con vista al lago y dispone de lugares comunes como una pequeña sala de estar con mesa y sillas que enfrenta a un bar bien provisto a donde podrá servirse a su gusto de las bebidas que más le satisfagan; separada por una gran chimenea se accede a un amplio sector con sillones que harán las delicia de los que quieran iniciar una charla, leer un libro o disfrutar de una copa frente al fuego, ya detrás, se encuentra el comedor con una amplia mesa a donde se servirán tanto el desayuno al mejor estilo continental -buffet- como una excelente cena pensada y diseñada para satisfacer los gustos más exigentes.

A cargo de la cocina se encuentran Hector y Fernanda, eximios cocineros que brindan toda su experiencia agasajando al visitante con el máximo nivel, utilizando productos frescos de la zona y otros que son traídos de regiones linderas siempre tomando en cuenta la estacionalidad y disponibilidad.

El huésped desayuna entre las 08 y las 10 de la mañana con una amplia variedad de platos dulces y salados que incluyen infusiones y jugos, además de los exquisitos dulces elaborados en la región y en la propia cocina; mientras el visitante se deleita con esa primera comida del día un ayudante -Juan Ingnacio- se encargará de ir subiendo a cada vehículo los elementos de pesca y las viandas para el almuerzo que cada guía ofrecerá en el intervalo de la pesca, mayormente trucha, pejerrey y algún que otro salmón. Los circuitos de pesca serán armados con anticipación trasladando al visitante a lagos y ríos, algunos dentro de estancias de la zona a donde se encuentran autorizados a ingresar.

Entre las 19 y las 20 se inicia el regreso al lodge y el huésped es recibido con una mesa de bocaditos y fiambres que podrá acompañan con alguna de las bebidas a su elección mientras se termina de preparar la cena.

La cena es servida en la gran mesa comedor contando siempre con exquisiteces pensadas y diseñadas para alcanzar el máximo nivel con los productos que brinda zona -que incluyen carnes de corral, carnes salvajes, frutas y verduras de productores local-.


Para mayor información:

Norberto E. Petryk, chef
norbertopetryk@gmail.com

jueves, 24 de septiembre de 2015

Recetas de las colonias galesas en el sur de Argentina -Chubut-

Hace tiempo estuve ocupándome un poco sobre que se come, como se come y de que manera se come en Argentina y tuve en suerte recibir por correo un pequeño libro que me enviaron desde la provincia de Chubut, sur de la Rep. Argentina a donde se encuentra una de las colonias galesas más grandes del país.

Me gustaría compartir ese libro con todos ustedes:

Pan, Dulces y Tortas
de una familia chubutense


“tu haces crcer los pastos para los animales y las plantas que el hombre cultiva para sacar su pan de la tierra...”
(Salmo 104.14)
Autora: Iola Evans
Patrimonio Gastronómico

Iola Evans nació en Colonia 16 de octubre; y desde 1969 vive en Trelew.
Desde hace unos años se ha dedicado a la grata tarea de rescatar las historias familiares de sus antecesores para dejarlas como legado a sus nietos y sobrinos.

Esta publicación es la primera expresión de un proyecto mayor que intentará rescatar y difundir uno de los legados culturales que más nos une a las generaciones pasadas: el Patrimonio Gastronómico.

Si hay un fenómeno que afianza las relaciones humanas y por lo tanto, la vida en sociedad, es el de la alimentación. El comer no es solo un hecho biológico sino un acto donde se ponen en juego factores ecológicos, históricos, religiosos, sociales y económicos.

Tan valioso como un monumento es el sabor del pan casero, la tarta tradicional, los scons y los exquisitos dulces que Iola recupera de la memoria familiar. Al saborearlos con deleite mantenemos viva la tradición galesa de aquellos pioneros que junto a otros grupos inmigrantes contribuyeron, con su tesón y esfuerzo, al poblamiento del territorio provincial.
Prof. Elsa M. Estruco
Subsecretaria de Cultura
Gobierno de la Provincia del Chubut

Indice

11...........Pan
17...........Tartas
25...........Tortas
39...........Dulces
45...........Anotaciones

La idea de compaginar un recetario surge del deseo de brindar a nuestras hijas, nueras, sobrinas y nietas la posibilidad de conocer los secretos de la repostería familiar. Estas recetas han sido heredadas de nuestras abuelas. Figuran también algunas copiadas de revistas y recetarios argentinos. Cada una de nosotras ha hecho el pan en su casa, tanto por tradición como por obligación de la época. Para los cumpleaños, Navidad y los picnics familiares las tartas de diversas clases tentaban a los presentes.

Por la calidad nutricional y por sus irresistibles sabores es que esperamos que estas delicias perduren y puedan ser disfrutadas por los que así lo deseen.

Si nos transportamos a mayo de 1868, podríamos imaginar a nuestra abuela paterna Esther Williams, cuando llegó al Chubut y con sólo nueve años de edad.

Hacía pocos meses se habían descubierto el riego artificial y ella pudo ver las primeras cosechas del Valle Inferior. Los hornos de barro hechos por cada familia, cocieron los panes amasados con harina de aquellos granos de trigo.

Casada con Thomas Dalar Evans vivió en Tierra Salada. En mayo de 1894 se trasladaron a la Colonia 16 de Octubre, creada oficialmente en 1888. En cada lugar se esforzaron para moler el trigo y para hacer hornos, y de esta manera elaborar los primeros panes.

Eronwy Jenkins, nuestra abuela materna, nació el 4 de octubre de 1875 en la chacra de sus padres, cerca de Rawson. Era la cuarta hija de Aaron Jenkins y Marged Jones. Tenía tres años cuando falleció su padre, asesinado por un fugitivo del presidio de Punta Arenas.

Más tarde se instalaron en una chacra en Bryn Gwyn. La pobreza de esa época hacía que los niños caminaran descalzos. Eronwy tenía diez años cuando tuvo su primer par de zapatos. Se casó con Richard Hugh Williams el 3 de agosto de 1894, en Gaiman.

Junto a otros colonos se trasladaron a la Colonia 16 de Octubre. Su primera hija fue Margaret Jane. Nació en las laderas Mynydd Llwyd, hoy “Cabaña El Parque”. Más tarde tuvieron su primera chacra, allí Eronwy elaboraba manteca, quesos y postres de leche. Le gustaba hacer panqueques y masitas varias. Cumplía con la tradición y la obligación de hacer el pan. La recuerdo preparando la masa en porciones para llenar los moldes y dejar que leude, mientras iba y venía, cuidando el fuego de leña que calentaba el horno de ladrillos y barro, donde dejaba algunas brasas que cocinaban más tarde el pan. Generalmente cantaba un himno. Eronwy tejía medias, cosía la ropa, trenzaba paja de cereales y armaba pequeños canastos que se convertían en costureros o adornos. También hacía sombreros para el sol y para asistir a la capilla, como se usaba en esa época. Confeccionó un traje para su hijo mayor que preparaba un coro para el Eisteddfod del año 1931 en la zona.

Su hija Margaret Jane desde niña colaboraba en la tarea de elaboración de todo lo relacionado con los alimentos.

Casada con Ioan Penry Evans en 1917 vivió en Bod Eglur. Además del pan, tartas, manteca y queso, ponía especial dedicación a la elaboración de dulces de manzana, membrillos, ciruelas, grosellas, guindas, moras, frambuesas y tomates, cultivados en su quinta. Hacía también un exquisito dulce de frutillas silvestres. Elaboró las tortas de bodas para sus diez hijos, la tradicional torta negra galesa.

Mientras le dieron sus fuerzas mantuvo en su hogar estas delicias hechas por sus manos, para el que llegara a la hora del té.

Esta humilde y sencilla colección de recetas, que les ofrecemos en esta oportunidad con mucho amor, tienen el sabor de una vida impregnada de recuerdos imborrables que se matizan con un inconfundible aroma a naturaleza, a familia, a hogar y a trabajo compartido.

Iola Evans

PAN

Pan Casero
Los panes que elaboraban nuestras abuelas eran con levadura de lúpulo y cocinados en hornos de ladrillos y barro calentados con fuego de leña, lo que les daba un sabor especial.
Hoy el pan casero se elabora con levadura en pasta o granulada y se cocina en horno a gas.
Acá la receta.

Ingredientes:
25 gr. de levadura en pasta
1 cucharadita de azúcar
1 taza de agua tibia
1 kg de harina 0000
2 cucharaditas de sal fina

Preparación de la levadura: mezclar en un jarro 25 gr de levadura en pasta, 1 cucharadita de azúcar y 1 taza de agua tibia, tapar con un repasador y dejar reposar por 5 o 10 minutos hasta que comience a hacer espuma.

Preparación de la masa: en un bol grande mezclar 1kg de harina 0000 y 2 cucharaditas de sal fina.
Hacer un hueco en el centro de la harina, verter la levadura, agregar agua tibia y amasar con las dos manos.
Formar una masa suave, envolverla en un lienzo y dejar reposar en un lugar tibio por dos horas.
Sobre la mesa enharinada, dividir en dos la masa y amasarla en dos panes largos para moldes de 30cm.
Dejar reposar 1 hora más. Calentar el horno. Cocinar en temperatura mediana durante 1 hora aproximadamente.

Scons

Ingredientes
2 tazas de harina leudante
25 gr de margarina
leche fría (suficiente para amasar)

Preparación: mezclar en un bol 2 tazas de harina leudante y 25 gr. de margarina.
Trabajar la harina y la margarina con los dedos, para unirlas. Revolver con un cuchillo y agregar la leche fría hasta formar una masa consistente.
Amasar suavemente en la mesa enharinada y estirarla, dejándola de 2cm de espesor aproximadamente. Cortar con un cortapastas, colocarlos en una asadera enmantecada.
Cocinar en horno caliente 20 minutos aprox.


Scons Ingleses

Ingredientes:
2 tazas de harina leudante
50gr de margarina
2 cucharadas de azúcar
1 huevo
leche suficiente para amasar

Preparación: mezclar en un bol todos los ingrdientes.
Unir y formar una masa consistente. Amasar suavemente en una mesa enharinada, cortar y colocar en una asadera enmantecada.
Cocinar en horno caliente hasta que se doren.

TARTAS

Masa para tartas

Ingredientes:
4 tazas de harina
3 cucharaditas de polvo de hornear
1 cucharadita de sal fina
1 taza de azúcar
200 gr de manteca

Preparación: en un bol mezclar y trabajar con las manos los ingredientes secos y la manteca blanda.
Mojar esta preparación con agua fría en cantidad necesaria para formar una masa firme.
Estirar la masa sobre la mesa enharinada y forrar una tartera redonda enmantecada de 30 cm aproximadamente.
Esta masa rinde para dos tartas grandes.

Tarta de Manzana

Preparación: pelar, cortar rodajas 5 o 6 manzanas verdes, distribuir en la tartera y rociar con ¾ taza de azúcar.
Cubrir la parte superior con la mas estirada bien fina, unir los bordes con tenedor y pinchar el centro.
Cocinar en horno moderado de 45 minutos a 1 hora.
La tarta de duraznos se prepara de la misma manera.

Tarta de Guinda

Ingredientes:
1kg de guindas
¾ taza de azúcar
1 cucharadita de maicena

Preparación: hacer la masa básica para tartas y usar el mismo molde. Lavar 1kg de guindas y sacarles el carozo.
Distribuir una capa de guindas en el molde, agregar ¾ taza de azúcar y espolvorear con una cucharadita de maicena para que absorba el jugo.
Tapar y asegurar los bordes con tenedor. Pinchar el centro.
Cocinar en horno moderado 45 minutos aproximadamente.

Tarta de Frutilla o Frambuesa

Ingredientes:
1 kg de frutilla o frambuesa
¾ taza de azúcar
1 cucharadita de maicena

Preparación: la frambuesa se lava con cuidado porque es blanda y se desarma.
Lavar las frutillas y acomodarlas en el molde, si son grandes se cortan, agregando el azúcar y una cucharadita de maicena.
Cubrir con una fina capa de masa, asegurando los bordes y pinchándolos.
Cocinar en horno moderado durante 45 minutos aproximadamente.

Tarta de Limón

Ingredientes:
2 cucharditas de maicena
2 cucharaditas de harina
3 yemas
4 cucharadas de jugo de limón
1 cucharadita de cáscara de limón rallada
10 gr de manteca
2 claras de huevo

Preparación: colocar la masa en la tartera asegurando los bordes con tenedor y pinchar el centro. Cocinar en horno moderado 15 a 20 minutos.

Preparación de la crema de limón:
Usar una plancha de amianto sobre la hornalla, en una cacerola al fuego poner 2 tazas de agua y 1 taza de azúcar.
Aparte, en un bol disolver con agua fría 2 cucharaditas de maicena, 2 cucharaditas de harina y 3 yemas. Cuando el agua esté caliente, agregar la mezcla a la cacerola revolviendo constantemente hasta que hierva. Luego apagar la hornalla.
Mezclar y agregar a la crema 4 cucharadas de jugo de limón, 1 cucharadita de cáscara de limón rallada y 10 grs de manteca.
Poner la crema en el molde y cubrir con las claras batidas a nieve, con 1 cucharadita de azúcar.
Dorar en horno caliente.

Tarta de Crema

Ingredientes
600 grs de crema
½ taza de azúcar
½ taza de leche
3 claras batidas
1 cucharada de maicena
100 grs de pasas sultanas

Preparación: forrar un molde redondo de 30 cm con masa para tartas, afirmándola bien en el centro y bordes para que no se corra al cocinar.
Llevar al horno por 15 o 20 minutos sin que se dore.

Preparación de la crema:
Usar plancha de amianto sobre la hornalla, en una cacerola poner a hervir 600 gr de crema, media taza de azúcar y revolver con cuchara de madera. Cuando esté caliente, agregar 1 cucharada de maicena disuelta en ½ taza de leche, revolver hasta que hierva y apagar la hornalla.
Agregar a la crema las 3 claras batidas y revolver bien. Con cucharón poner la crema sobre la masa y distribuir los 100 grs de sultanas por toda la crema.
Llevar de nuevo al horno. Cocinar a fuego moderado hasta que se dore el borde. Servir bien fría.

Tarta de Nuez y Azúcar Morena

Ingredientes:
1 taza de harina
manteca ½ taza = 100 gr
1 y ½ taza de azúcar morena
2 huevos
1 taza de nueces picadas
2 cucharadas de harina

Preparación: se une con las manos 1 taza de harina, la manteca y ½ taza de azúcar morena hasta que quede como migas.
Se coloca en un molde chato enmantecado y enharinado aplastándolo en forma pareja, luego se coloca en horno moderado 15 minutos aproximadamente.
Se baten 2 huevos con una taza de azúcar morena, se le agregan 2 cucharadas de harina, 1 taza de nueces picadas finas, mezclando todo bien.
Esta mezcla se pone sobre la primera y se vuelve al horno hasta que esté cocida.

Receta extraída de un diario del país de Gales, año 1960 por la Sra. Margaret Jane Willians de Evans.

Tarta de Manzana Rallada

Ingredientes:
100 gr de manteca blanda
1 taza de azúcar
1 huevo
Harina hasta formar una masa blanda
5 o 6 manzanas
200 gr de crema de leche

Preparación: trabajar la harina con el huevo, la manteca y el azúcar hasta formar una masa banda.
Se la acomoda con las manos en una tartera enmantecada. Se colocan 5 o 6 manzanas ralladas, se espolvorean con azúcar y se les agrega 1 pote de 200 gr de crema de leche.
Cocinar en horno suave hasta que los borde están dorados.

TORTAS

Pionono – Bizcochuelo

Ingredientes:
3 huevos
¾ taza de azúcar
3 cucharadas de agua
¾ taza de harina común
1 cucharadita de polvo de hornear

Preparación: batir 3 yemas con ¾ taza de azúcar y 3 cucharadas de agua (más bien caliente), hasta que queden cremosas y espesas.
Agregar ¾ taza de harina común con una cucharadita de polvo de hornear y las 3 claras batidas a nieve.
Volcar esto en una asadera forrada con papel, cocinar rápido (10 minutos aproximadamente) y volcar luego sobre un repasador húmedo espolvoreado con azúcar.
Pasar un repasador mojado sobre el papel para que se despegue.
Rellenar con algún dulce (a gusto) cuando esté frío.

Bizcochuelo Americano

Ingredientes:
4 huevos
2 tazas de harina
2 cucharaditas de polvo de hornear
1 y ¼ tazas de azúcar
2 y ½ tazas de chocolate
1 taza de nueces picadas
1 taza de leche
125 gr de margarina

Preparación: se disuelve el chocolate con un poco de leche.
Preparar como cualquier torta, dejando las claras batidas a nieve para agregar al final.
Cocinar despacio, usando mejor un molde de tubo.

Torta Chifón

Ingredientes:
2 y ½ tazas de harina
1 y ½ tazas de azúcar
½ taza de aceite de maíz
¾ taza de agua helada
6 huevos
¼ cucharadita de cremor tártaro
1 cucharada de jugo de limón
1 cucharadita de ralladura de limón

Preparación: cernir los ingredientes secos. Colocar en el centro las yemas batidas, ralladura y jugo de limón, aceite y agua fría.
Verter sobre esta preparación las 6 claras batidas a nieve y el cremor tártaro, unir en forma envolvente.
Cocinar en molde mediano sin enmantecar durante 1 hora y ¼ en horno suave, mínimo.
Dejar enfriar en el molde.

Torta Hervida (I)

Ingredientes:
2 tazas de harina común
1 taza de pasa sultanas
1 taza de frutas escurridas
100 gr de margarina
1 taza de azúcar
1 cucharadita de bicarbonato
2 cucharaditas de polvo de hornear
esencia de vainilla

Preparación: hacer un caramelo con una taza de azúcar y 2 tazas de agua. Agregar las sultanas, las frutas escurridas y la manteca.
Hervir todo por 5 minutos. Se deja enfriar y se agregan 2 tazas de harina, 1 cucharadita de bicarbonato, 2 de polvo de hornear y vainilla.
Cocinar durante dos horas.

Torta Hervida (II)

Ingredientes:
1 taza de azúcar morena (220grs)
1 y ¼ taza de agua
1 taza de pasas
125 gr de manteca
1 cucharadita de nuez moscada
2 y ½ trazas de harina (300 gr)
2 cucharaditas de polvo de hornear

Preparación: se coloca en una cacerola el azúcar, el agua, las pasas y la manteca, se deja hervir durante 3 minutos.
Una vez fría esta preparación, se le agrega la harina tamizada con el polvo de hornear y la nuez moscada.

Torta Negra de Bodas y Aniversario

Ingredientes:
1 kg de harina común
½ kg de azúcar
½ kg de manteca
1 plato sopero de fruta
1 y ½ tazas de azúcar quemada (caramelo)
1 taza de leche
4 cucharaditas de bicarbonato
4 cucharadas de vinagre
½ cucharadita de sal
cogñac y especias a gusto

Preparación: unir con las manos la manteca con la harina, el azúcar y la sal.
Formar un hueco en el centro y agregar la fruta, cogñac, caramelo, vinagre y el bicarbonato disuelto en la leche y las especias.
Cocinar en horno moderado en 2 o 3 moldes.

Torta de Banana

Ingredientes:
3 bananas bien maduras para puré
110 gr de margarina
1 taza de harina
1 taza de azúcar
1 huevo
1 cucharadita de bicarbonato
¼ cucharadita de sal fina

Preparación: batir la manteca y el azúcar, agregar el huevo, las bananas hechas puré, la harina, sal y el bicarbonato.
Cocinar en molde de tubo enmantecado y enharinado, de 45 minutos a 1 hora en horno moderado.

MASITAS ANTIGUAS

Masitas Antiguas
Teisenod bach hên ffasion

Ingredientes:
2 tazas de harina común
2 cucharaditas de polvo de hornear
½ taza de azúcar
nuez moscada a gusto
100 gr de manteca
2 huevos
leche cantidad necesaria para mezclar
50 gr de pasa de uvas sin semillas
1 pizca de sal

Preparación: trabajar con las manos la harina, la manteca y el azúcar, hacer un hueco en el centro y agregar los huevos batidos, la nuez moscada y las pasas.
Agregar leche hasta formar una masa firme. Estirar la masa de un centímetro de espesor.
Cortar con un cortapastas y cocinar sobre la plancha de hierro a fuego lento.

Alfajores de Maicena

Ingredientes:
100 gr de manteca
½ taza de azúcar
4 yemas
cáscara rallada de un limón
1 taza de maicena
1 taza de harina
1 cucharadita de polvo de hornear

Preparación: batir la manteca y el azúcar, agregar las yemas de a una y la cáscara de limón y batir hasta formar una crema.
Aparte poner la harina, la maicena y el polvo de hornear juntos en un bol y mezclarlos bien. Agregar a la crema de a poco hasta que quede una masa suficientemente seca para estirar sobre la mesa y cortar con un cortapastas.
En una asadera enmantecada cocinar a horno moderado, sin darlas vuelta, ni dorarse, hasta que queden secas. Tocar con el dedo para saber si están cocidas. Sacar con un cuchillo antes de que se enfríen.
Juntar de a dos tapas con dulce de leche y untar el borde con coco rallado.

Taffi

Ingredientes:
1 taza de azúcar
½ pan de manteca = 100 gr
1 cucharada de vinagre
1 o 2 cucharadas de agua

Preparación: en una sartén chica con mango poner una taza de azúcar, ½ pan de manteca, 1 cucharada de vinagre y 1 o 2 cucharadas de agua.
Hervir todo junto revolviendo. Tenga a mano un vaso con agua fría.
Coloque unas gotas de la mezcla en el agua y cuando esto se cristalice estará a punto.
Poner a enfriar en una fuente o plato y cortar en pedazos.

Ffroes (panqueques)

Ingredientes:
1 taza de harina Blancaflor
1 taza de harina común
½ taza de azúcar
20 gr de margarina
2 huevos
½ litro de leche

Preparación: poner en un bol, la harina y el azúcar, agregar la margarina derretida tibia, los huevos batidos y leche, hasta tener una mezcla suave y liviana.

DULCES

Dulce de Tomate Verde

Se toma 1 kg de tomate, se lavan, se limpian, se cortan y se colocan en una cacerola con 750 gr de azúcar y una rodaja de limón.
Se pone a fuego lento hasta que hierva durante 25 o 30 minutos.

Dulce de Guinda
Se toma 1 kg de guindas lavadas y sin carozo, se las pone a hervir con una taza de agua en una olla tapada de agua en una olla tapada. Apenas largue el hervor sacar del fuego y dejar enfriar.
Medir la cantidad y agregar 800 gr de azúcar por kilo de fruta y poner a hervir de nuevo 20 a 30 minutos revolviendo para que no se pegue.

Dulce de Frutilla

Ingredientes:
1 kg de frutilla
1 kg de azúcar

Preparación: se coloca la fruta con el azúcar en una olla y se lleva a fuego lento hasta que se disuelva el azúcar.
Luego poner a fuego fuerte hasta que largue el hervor, revolver con cuchara de madera.
Cuando haya hervido 25 o 30 minutos, se retira y se deja enfriar.

Jalea de Manzana o Membrillos

Lavar y cortar 1 kg de fruta que no esté madura. Poner a hervir hasta que se deshagan, en suficiente agua que los cubra. Dejar enfriar y volcar a la bolsa de lienzo, puesta en el colador de fideos sobre otra cacerola.
Dejarlo dos o tres horas para que corra todo el líquido. Medir el líquido con una jarra medidora y agregarle 700 gr de azúcar por litro. Poner de nuevo al fuego revolviendo con cuchara de madera. Cuando haya hervido de 20 a 30 minutos probarlo poniendo un poquito en platillo, si no corre, ya está.

Dulce de Frambuesa sin semilla

Fabricar una bolsa de lienzo de 25 x 40 cm, dejando abierto una boca.
En una cacerola poner a hervir 1 kg de frambuesa con 1 taza de agua. Ni bien empiece a hervir retirarla. Dejar por un rato que se enfríe. Con una taza poner la fruta hervida en el lienzo que ya está puesto sobre un colador de pasta dentro de un bol o cacerola.
Dejarlo por 1 hora o más que se escurra y luego medir el líquido con la taza y agregarle la misma cantidad de azúcar y poner otra vez al fuego, revolviendo y observando que hierva por 25 o 30 minutos.

Notas finales de la autora

Mis abuelos, Ester y Dalar Evans estaban entre las primeras familias que se establecieron en la Colonia 16 de Octubre, zona cordillerana del Chubut, en 1894. Vivían en los campos alejados unos de otros, en pequeñas casas fabricadas con troncos gruesos de árboles del lugar.

El hogar de ellos por seis años, se llamó “Troed yr Orsedd” era la propiedad de Percy que lo ofreció con ganado vacuno para su explotación. Agua, leña, carne y leche había allí en abundancia pero lo que era escasa a menudo era la harina, debido a que había que llevarla desde el Valle Inferior del Río Chubut.

Este traslado se hacía en vagones y se tardaba dos o tres meses entre ida y vuelta. Las madres estaban afligidas cuando sus hijos les pedían pan y no había para darles.

Recuerda Brychan Evans que su padre Dalar sembró una hectárea de trigo enfrente de su casa. Cuando estuvo maduro lo cortó con guadaña y juntó con la horquilla formando una parva. Para separar la paja del trigo lo hizo pisar por los caballos.

Antes de terminar esa tarea llovió varios días y el trigo se mojó. Cuando estuvo seco lo molieron con molinitos de café. El pan amasado con esa harina parecía bueno, pero al cortarlo, el centro era masa cruda, solo se podía comer la cáscara.

En varias oportunidades los hombres trataron de instalar molinos de agua en la zona, que no dieron buen resultado. Recién en 1918 se inauguró el Molino Andes que dio su nombre y origen al pueblo de Trevelín, ese hermoso rincón de la Provincia.

Para esta época había elementos para preparar y sembrar la tierra y trilladoras para trillar los cereales. Era un placer ver los trigales maduros que llegaban a la altura de los alambrados. Había trabajo para los hombres y la zona prosperó.

En mi familia recordamos una anécdota de la abuela Esther Willians, esposa de Dalar. Cuando guardaba cama después de nacer su octavo hijo, la generosa Sra. Freeman le mandó de regalo un pan blanco.

Ese regalo fue como “El pan del Cielo”, del que Jesús habló a sus disipulos.

Teniendo en cuenta la pobreza en que vivían las familias de los colonos y la distancia que los separaba, sin duda era una bendición de Dios.

Esther falleció muy joven, por esta razón sus nietos no la conocimos personalmente y de su parte no heredamos recetas.

En su libro “Hacia los Andes”, Eluned Morgan recuerda con afecto y emoción a la Familia de Dalar cuando vivían en Troed yr Orsedd en el año 1898, y dice así:

“Ya nos ha visto llegar el viejo amigo Dalar y se apresuran a darnos la bienvenida. Alrededor de las nueve de la noche la Biblia Grande fue colocada sobre la mesa y los niños se reunieron alrededor del hogar. El coro familiar comenzó a cantar y sus pequeñas voces se elevaron en una antífona de Gloria al Señor. Solo estaba callada la beba que dormía en brazos de su madre. Luego el canto Dalar leyó palabras que dan fuerza y ánimo. Nos unimos en oración agradeciendo el amparo y protección del cual habíamos gozado durante el día.”
Iola Evans